La noche de las almas


Según la tradición, la vigilia de Todos los Santos es la noche en que los difuntos vuelven de visita al mundo de los vivos. En casa les esperan bandejas con castañas, panellets y vino dulce. Y fuera la bienvenida continúa con fiestas muy divertidas en las que pueden disfrutar del regalo de la vida antes de volver a su lugar de reposo. ¡No les hagas bailar solos! Te presentamos celebraciones donde invocar el espíritu de los fallecidos.

1. 'Fes-ta Bruixa' en Sant Feliu Sasserra

La historia de Sant Feliu Sasserra está marcada por la caza de brujas, la tristemente famosa persecución y ejecución de mujeres que, durante la Edad Media, se extendió como la peste por toda Europa. Tarragó tiene la culpa, ya que este tenebroso personaje es el responsable de que muchas mujeres del pueblo murieran en la horca, acusadas de dominar las artes maléficas. Para no olvidar estos hechos del pasado, Sant Feliu celebra cada any la Festa de les bruixesun encuentro nocturno que empieza con una bruja bajando del campanario de la iglesia, continúa con un pasacalle esotérico y acaba con un concierto en el que tienes que probar un brebaje especialmente preparado para la ocasión: el xuclet o chupetón de la bruja.

2. Baile de Brujas en Viladrau

El Baile de Brujas de Viladrau también recuerda a catorce mujeres que fueron ejecutadas en 1617, castigadas injustamente por haber causado las inundaciones y tormentas de granizo que destrozaron las cosechas. La fiesta incluye una escenificación teatral en la plaza del pueblo, un baile circular alrededor de una hoguera y el lanzamiento de miles de caramelos y petardos… ¡Un espectáculo total de música, luz y fuego que no olvidarás! ¡Ah! No acabes la velada sin degustar dos delicias típicas: el licor de castaña frío y unas galletitas de te elaboradas con harina de castaña a las que llaman castanyots. ¡Que se note que estás en Viladrau!


Más información: