Entre árboles de 4 jardines botánicos


Ya sean con vegetación propia de una sola comarca o de un país entero, ya sean especializados en ejemplares gigantescos o de una variedad absoluta, los jardines botánicos que encontramos en las comarcas de Barcelona son lugares extraordinarios para descubrir la belleza y la diversidad que nos ofrece la Madre Naturaleza. Hemos seleccionado cuatro que deberías visitar.

1. Arborètum de Catalunya

Situado en una valle de Cabrils y dentro del Parque de la Serralada Litoral, el microclima del lugar hace que en este espacio de 40.000 metros cuadrados se puedan mantener en vida todas las especies vegetales, unas 200, que hay en Cataluña, desde las que habitan a orillas del mar hasta las pirenaicas. ¡Un viaje a través de todos los bosques del país!

2. Arbreda del Montseny

El Montseny es singular por la riqueza y la variedad de su vegetación. No es extraño que la UNESCO lo declarara Reserva de la Biosfera. Así pues, ¿qué mejor lugar donde montar un arboreto muy diverso que en la falda misma del macizo? Lo encontramos en Santa Maria de Palautordera, en un espacio cerrado pero con horarios de apertura generosos, llano y cruzado por un curso de agua. Se recogen 80 especies de árboles, dicen que todas las que se pueden encontrar en el Montseny.

3. Jardín botánico Molí del Foix

Del almendro al boj, del espino blanco a la lavanda, del olivo al saúco, el Jardín botánico Molí del Foix supone todo un paseo didáctico por las comunidades vegetales del Alt Penedès. Lo encontrarás en Santa Margarida i els Monjos y, como te puedes imaginar siendo la comarca que es, tampoco faltan todas las variedades de viñas que tan buenos frutos y zumos producen ...

4. Jardín botánico del Museo de Gavà

No és muy grande, un jardín de unos 800 metros cuadrados, pero suficiente para poder mostrar una buena representación de las especies vegetales que hay en el Baix Llobregat, tanto las que encontramos en la llanura del Delta como las que están en las alturas del macizo del Garraf.

 

  • Uno de los primeros jardines botánicos de toda Europa se inauguró en el año 1723 en Sant Joan Despí.


Más información: